Lanzarote y Manrique

Siempre escucharás decir que Lanzarote sin Manrique sería diferente, y es cierto teniendo en cuenta algunas cosas, de las que te voy a hablar en el post de hoy.

César Manrique nació en Arrecife en 1919 y siempre tuvo una relación muy estrecha con su isla natal y sus habitantes. Siempre supo reconocer el trabajo y el esfuerzo de los agricultores y pescadores de la isla, y siempre fue consciente de la belleza escondida bajo las coladas de lava que conforman el paisaje de Lanzarote.

Tras pasar unos años en Nueva York, Manrique decide vlver a la isla con la idea de transformarla y poder prepararla a ser un destino turístico de calidad. Éstas no fueron sus palabras, son un resumen que hago yo de lo que después supo hacer el artista. Sí es cierto que al llegar a Lanzarote, Manrique presentó nuevos proyectos al entoces presidente del Cabildo insular para transformar lugares abandonados en centros de interés turístico.

Todas las obras arquitectónicas del artista eran lugares ya conocidos por los isleños, pero habían caído en abandono por diferentes razones. Manrique, que colaboró con Jesús Soto Morales supo hacer magia con lugares que a primera vista podían parecer inadeuados para convertirse en obras de arte.

Jameos del Agua

Cerca del pueblo pesquero de Punta Mujeres había unas cuevas donde se solían hacer barbacoas. Manrique, tras volver de Nueva York, pasó una noche en el interior de una de estas cuevas. El artista amaba estar en contacto con la naturaleza, que consideraba la verdadera protagonista de toda obra de arte. En sus palabras, fue en esa noche que entendió que debía hacer algo para poder demostrar la belleza que el lugar escondía. Eran los primeros años de los 60, y fue así como Manrique empezó a trabajar para transformar este lugar ya conocido por los habitantes de la isla, en lo que fue sería primera obra arquitectónica.

A partir de este momento, Manrique siguió colaborando con Jesús Soto y a rehabilitar otros lugares abandonados.

Montañas de Fuego: Restaurante El Diablo y Ruta de Los Volcanes

Mientras tanto el número de turistas que llegaban a la isla iba en aumento, y el pequeño restaurante de Tinecheyde en el que luego sería el Parque Nacional del Timanfaya, ya no era suficiente. Manrique colaboró una vez más con Soto para reformar este lugar. Fue así que los dos artistas empezaron a adaptar el islote de Hilario para los turistas construyendo el Restaurante El Diablo (para el que reciclaron material del anterior); al mismo tiempo decidieron aprovechar el calor que descubrieron bajo la tierra mientras construían el restaurante, para enseñar a los visitantes las «maravillas de la naturaleza»: son las anomalías geotérmicas que podrás descubrir en la visita a Montañas del Fuego. Pero, en este mismo lugar, la propia naturaleza había creado un entorno único y mágico donde los volcanes y las coladas de lava eran los protagonistas. Los visitantes no podían abandonar el lugar sin ver este espectáculo; fue así como los dos amigos y compañeros empezaron a crear la Ruta de Los Volcanes, una carretera de 12Km entre el paisaje que se formó tras las erupciones históricas del siglo XVIII, y donde la intervención de los artistas es en todo momento respetuosa con el entorno.

Las Roferas transformadas

En varios lugares de la isla, de norte a sur, ha habido siempre «roferas«, lugares de exracción de rofe, tierra volcánica para usar en la construcción.

Manrique supo revalorizar estos lugares dándoles nueva vida, como pasó con la que hoy es el LagOmar (vuelve a leer el artículo aquí) o el Jardín de Cactus.

Éste fue la última obra del artista, de principio de los 90, donde hoy podrás ver centenares de especies de cactus, sobretodo de Ámerica del Sur, pero que su belleza e importancia artística va más allá de la plantas que podrás ver. El jardin se encuentra en Guatiza, un pueblo del noreste de Lanzarote, y de fuertes tradiciones agricolas, sobretodo relacionadas con el cultivo de la cochinilla.

Si visita Jardin de Cactus, fíjate en la estructura interior del mismo: todos los lados del jardín son una reproducción de las terrazas de cultivos, muy presentes en las laderas del Macizo de Famara, además de dar al mismo tiempo la imagen de un anfiteatro. Como si de cada una de las terrazas te pudieras parar un instante a observar la belleza de la naturaleza.

La Fecundidad y el Monumento al Campesino

El homenaje más visible a las tradiciones de la isla y al gran trabajo de sus campesinos está representado por el Monumento al Campesino, en el pueblo de Mozaga.

Se trata de una serie de construcciones que reproducen los aspectos más típicos de la arquitectura tradicional de la isla. Hoy hay varias casas de este complejo que alojan talleres artesanales, y desde este 2022 también es sede del Consejo Regulador de la Denominación de Orige del Vino de Lanzarote. Éste es el Monumento al Campesino, donde también verás todos las herramientas usada en las labores del campo en la isla, las diferentes sillas de los dromedarios o las reproducciones de las tahonas tradicionales de la isla.

A la entrada al Monumento Al Campesino se encuetra la estatuta de estilo abstracto denominada La Fertilidad, y que muchos confunden con el mismo Monumento al Campesino. Esta escultura se encuentra en el centro geográfico de la isla, y a la entrada de la zona de viñedos de Lanzarote. Es el homenaje de Manrique a los campesinos de su isla.

En todas estas obras hay un elemento común: el contraste de colores, en particular el contraste negro-blanco, obscuridad-claridad o luz-sombra.

Las coladas de lava, el principal elemento de la naturaleza de Lanzarote, esconden debajo toda la belleza de los paisajes volcánicos de la isla. Todo esto queda invisible a quienes no saben apreciar el arte y la naturaleza. Solamente unos pocos, los que se atreven a descubrir las bellezas escondidads de la naturaleza se les revela un mundo lleno de luz. Y cuando lo descubren todo se vuelve más claro, y se pasa del negro al blanco, de la oscuridad a la luz.

Por Guia En Lanzarote

Decía Saramago:Lanzarote no es mi tierra, pero es tierra mía. Hago mía esta frase.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: